facebook comscore
¿Festejar el 0.1%?

¿Festejar el 0.1%?

Columnas jueves 01 de agosto de 2019 - 02:59

Después de mucha especulación, dimes, diretes, pleitos y piquetes de ojos, el INEGI dio a conocer la Estimación Oportuna del Producto Interno Bruto para el primer semestre del año y, por un pelito de rana calva, la economía evitó entrar en recesión (dos trimestres consecutivos de reducción) al crecer 0.1% respecto al trimestre anterior, 0.4% respecto al mismo trimestre del año pasado y 0.3% en comparación al primer semestre de 2018.

De inmediato, el Presidente López Obrador salió muy sonriente y ufano en la conferencia mañanera a festejar que los “especialistas” se habían equivocado y que el país no está en recesión. Si bien a todos nos conviene que el país evite una recesión, creo que es importante preguntarnos qué razones de festejo podemos tener.

A reserva de que algún día sepamos que “especialistas” consulta la Presidencia y de donde saca sus “otros datos”, la verdad es que no tengo presente un análisis serio que haya publicado que el país fuera a decrecer en el presente año. Tan sólo en las últimas semanas el Fondo Monetario Internacional (FMI) redujo su proyección de crecimiento para México de 1.6% a 0.9%, CitiBanamex lo redujo de 0.9% a 0.2% y el IMEF lo hizo de 1.2% a 0.9%. Asimismo, el consenso de los especialistas consultados por el Banco de México, desde julio hizo pública la reducción de su perspectiva de crecimiento para este año de 1.35% a 1.10%.

Como se puede observar, todas están previendo que la economía del país crezca. El problema es que todas prevén que crezca muy poco y, aún más relevante, todas han ido reduciendo sus perspectivas de crecimiento.

Desafortunadamente, y echando a perder la alegría presidencial, más allá de haber librado caer en recesión la realidad es que las problemáticas que han ido reduciendo la confianza en el país y lastrado su dinamismo, siguen presentes. Ahí están los más de 174 mil millones de subejercicio en el primer trimestre del año del GobiernoFederal o el estancamiento en el consumo y la formación de capital en el país que, mientras no se corrijan, seguirán teniendo a la economía estancada.

De hecho, la SHCP parece ya haberlo reconocido y, en un esfuerzo por corregir, anunció un paquete de más de 485,000 millones de pesos para tratar reactivar la economía del país. Pero como el diablo siempre está en los detalles, es importante señalar que, aunque la intención va en el sentido correcto, falta que esta iniciativa pase la prueba y tenga una implementación adecuada.

El paquete contempla la activación de la banca de desarrollo (todavía existe) vía créditos al consumo de FONACOT, créditos hipotecarios vía Sociedad Hipotecaria Federal (SHCP) así como programas de garantías y líneas de créditos por medio de NAFINSA y FIRA. Asimismo, se anunciaron diferentes obras de infraestructura, donde se contempla utilizar los recursos del FONADIN y la participación del sector privado por medio de Asociaciones Público Privadas (APP), a través de esa ave de tempestades en la que se ha convertido la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT).

El anuncio hecho pone a la banca de desarrollo y a la SCT a trabajar en lo que desde hace medio año debieron estar haciendo. El problema es que eso no soluciona elprincipal reto de la economía mexicana: recuperar la confianza de los agentes.

•Ex Secretario de Trabajo y Desarrollo Económico de
Puebla. Analista económico y de negocios @MichelChain

Envie un mensaje al numero 55-12-88-20-96 por WhatsApp con la palabra SUSCRIBIR para recibir las noticias más importantes.

/CR

Etiquetas


Notas Relacionadas
La primera  dama incómoda Columnas
2020-07-07 - 01:51
Tiraditos Columnas
2020-07-07 - 00:50
Consejos para reunión AMLO-Trump Columnas
2020-07-07 - 00:50
500 años de resistencia Columnas
2020-07-07 - 00:40
Los archivos como memoria histórica Columnas
2020-07-07 - 00:36
+ -