laopcionnota
Cuando el interés ya no es suficiente

Cuando el interés ya no es suficiente

Columnas viernes 16 de agosto de 2019 - 03:39


En mesas de café, pláticas con familiares o amigos y, desde luego, en las columnas especializadas, se comenta el papel que las tasas de interés tienen para mantener el tipo de cambio por debajo de la barrera psicológica de los 20 pesos por dólar.

Más allá de posiciones políticas o ideológicas es innegable que la economía mexicana ofrece tasas de interés atípicamente altas. Y no es que se tengan otros datos, es sólo cuestión de acudir a las instituciones adecuadas en busca de la información.

Al entrar a la página del Banco Internacional de Pagos (BIS por su sigla en inglés) es posible acceder a la información de las tasas de interés de referencia en 38 países y donde, de acuerdo al corte a julio de 2019, con 8.25 efectivo hasta el día de ayer la tasa mexicana era la tercera más elevada únicamente por debajo de las de Argentina (60.396) y Turquía (24.00) y ligeramentepor encima de las de Rusia (7.25), Brasil y Sudáfrica (6.50 en ambos casos).

De manera relevante, a diferencia de México, tanto Argentina como Turquía están lidiando con procesos inflacionarios agudos que obligan a sus bancos centrales a mantener tasas de interés elevadas, acordes al incremento sostenido de precios.

Definitivamente no es el caso de México donde la inflación anualizada a julio fue 3.78 por ciento.

La tasa mexicana tampoco corresponde a una realidad regional ya que, nuevamente de acuerdo al BIS, la tasa de referencia en Estados Unidos es de 2.375 y la de Canadá de apenas 1.75. Dicho de otra manera, la diferencia entre las tasas de México y Estados Unidos es de 5.875 puntos y con Canadá es de 6.5 puntos. Esto significa que, en el caso norteamericano, si se le pide prestado dinero al Tesoro de Estados Unidos y se invierte en CETES mexicanos, alcanza para pagarle al Tesoro y obtener una ganancia de más del doble de lo que se le pagaría de intereses a los norteamericanos; en el caso canadiense es lo mismo, pero habría una ganancia del triple de los intereses que habría que pagar a los de la hoja de maple.

La economía mexicana se había convertido en un destino atractivo para inversiones en dólares que aprovechaban las bajas tasas de interés en su país para acceder a rendimientos altos en una economía estable. Este fenómeno ha generado una entrada constante de dólares norteamericanos a México, lo que incrementa la oferta y permite mantener la paridad cambiara.

Dadas estas consideraciones, las voces disidentes dentro de Banco de México han argumentando que la baja anunciada ayer en las tasas de interés dará un impulso a la alicaída economía nacional para salir del pasmo y comenzar a crecer; los más ortodoxos se apegan a que la misión de Banxico es velar por la estabilidad en el nivel de precios y cuidar el poder adquisitivo de la moneda, y que una baja en estos momentos pondría estos objetivos en entredicho.

Si bien el Banco de México es autónomo, también es cierto que una de las pocas banderas económicas que le quedan para presumir a la 4T es el tipo de cambio. Y todo esto se da mientras, de acuerdo a las portadas de Reforma, en los últimos seis meses han salido del país 8.5 mil millones de dólares en valores gubernamentales.

Esto es de pronostico reservado.

Envie un mensaje al numero 55-12-88-20-96 por WhatsApp con la palabra SUSCRIBIR para recibir las noticias más importantes.

/CR

Etiquetas


Notas Relacionadas

Lotes del delitoColumnas
2019-08-16 - 03:48
Sueños y recuerdos de Lezama LimaColumnas
2019-08-16 - 03:44
IngresosColumnas
2019-08-16 - 03:35
Línea 13Columnas
2019-08-16 - 03:32
Marcha VisualColumnas
2019-08-16 - 03:29

+-