laopcionnota
Desarrollo sin crecimiento y otras magias

Desarrollo sin crecimiento y otras magias

Columnas miércoles 17 de julio de 2019 - 00:56


Decía hace un par de semanas que nuestro Presidente Eterno, aparte de un estadista equiparable a digamos Napoleón, a Churchill, pero obvio de súper izquierdas, a Julio César; aparte de de ser un hombre que ya está en un plano espiritual superior, es decir, aparte de ser un Tlatoani en el sentido estricto del término: el que reúne en sí la condición de líder político y religioso, de caudillo y sacerdote, es un mago. Dejo aquí varias evidencias.

▶ La primera es que bajo su mandato insuperable, ya nos lo dijo, puede darse la alquimia sublime del desarrollo sin crecimiento económico. Por fin vamos a terminar con esta discusión fifí. Ok, el padre de pueblos prometió un 4 por ciento de crecimiento y del 4 pasamos al 2 por ciento, del 2 por ciento al 1.5 por ciento, al 1 por ciento, al 0.5 por ciento, al 0.2 por ciento y ahora al no crecimiento, es decir, al menos cero. O sea, ahora sabemos que no hace falta dinero para vivir mejor.

De la misma forma, no hace falta crear trabajos para que la gente tenga dinero. Porque el Keynes de Tepetitán ya explicó que sin duda hoy, ya, la riqueza está mejor distribuida, y eso es magia, porque al mismo tiempo tenemos que se perdieron 14,224 empleos, es decir, un 39 por ciento menos, en el semestre, que en el mismo periodo del año pasado. O sea, tenemos que todos esos miles de personas dejaron de ganar lana, y sin embargo miren.

Análogamente, el Padre de Pueblos ha inventado una fórmula mágica para resolver el problema de lo que él mismo llama la carencia de médicos. Basta de matemáticas fifí. Dice nuestro Tlatoani que en México hacen falta ciento y pico mil médicos para alcanzar los estándares del primer mundo. ¿Qué medidas tomó para alcanzar esa cifra? Correr a mil doctores del IMSS. Va la fórmula: 123,000 - 1000 = problema solucionado.

Lo de los médicos despedidos es solo uno de los pasos para hacer de la medicina pública mexicana una de niveles noruegos. Porque la verdadera magia radica en convertirnos en Noruega sin médicos, sin clínicas y sin medicinas. Y con coperacha: ya pidió Zoé Robledo, jefe del IMSS, que le echemos la mano para adquirir sillas-cama. Medicina noruega: tus impuestos más una lanita para completar. Viva el Estado de bienestar.

¿La magia se entiende a otras áreas?, se preguntarán. Hombre, claro. A la corrupción, por ejemplo. Decía en mi colaboración del lunes que Irma Eréndira, mi Súper Secretaria, mi SS, va a tener muchas ocasiones de hacer investigaciones “implacables”: Santa Lucía, Tren Maya, Dos Bocas, papel, carbón, medicinas… Bien, pues el Padre de Pueblos ha logrado que la corrupción desaparezca pese a los conflictos de interés con Romo, Lomelí, y compañía.

Y es aun más meritorio. Al parecer, la corrupción desapareció pese a que el nuevo titular de la SEIDO y el nuevo delegado en Jalisco, que resultó ser el abogado de Lomelí, o sea el de la investigación implacable de mi SS, están relacionados con El Chapo Guzmán.

Pero no hay que sorprenderse: la lucha contra la corrupción iba a ser cosa de magia desde el principio: ahí están las apuestas por mi Napito y mi Bejarano.

Y es que el proyecto de nación por el que votamos 30 millones de patriotas no se inspira en estudios, manejo de cifras, formación técnica, la currícula de los que lo mueven o una visión contemporánea de la tecnología, el medio ambiente y la globalización, sino en la magia. ¿Qué podría salir mal?

Para qué queremos políticas públicas si tenemos autoestima, ¿verdad, Padre de Pueblos?


Envie un mensaje al numero 55-12-88-20-96 por WhatsApp con la palabra SUSCRIBIR para recibir las noticias más importantes.

/CR

Etiquetas


Notas Relacionadas

Viajar al sureste asiáticoColumnas
2019-08-20 - 03:09
Quién tiene el control: ¿China o EU?Columnas
2019-08-20 - 03:08
IngresosColumnas
2019-08-20 - 03:06
Línea 13Columnas
2019-08-20 - 03:03
¡Noah!Columnas
2019-08-20 - 03:01
Pasividad de la autoridadColumnas
2019-08-20 - 02:57

+-