laopcionnota
Guardia Nacional, paz y seguridad en México

Guardia Nacional, paz y seguridad en México

Columnas miércoles 20 de marzo de 2019 - 01:50


Nuestro país enfrenta grandes desafíos en diversos ámbitos: rezagos en educación y en salud, marcadas desigualdades sociales, corrupción e impunidad son problemas para los cuales los mexicanos tenemos que construir ya soluciones efectivas. Sin embargo, el tema de la seguridad se ha vuelto prioritario en la agenda pública, pues la grave crisis que actualmente vivimos en la materia les restringe a los ciudadanos de diversas regiones del país el ejercicio pleno de sus libertades y de sus derechos, impide el buen funcionamiento de las instituciones, limita el desarrollo de las personas y obstaculiza el progreso de la sociedad.

Puede haber diferencias en la percepción que se tiene sobre la magnitud de la crisis a la cual nos enfrentamos dependiendo del lugar en donde se resida, pero el miedo, los asesinatos, los secuestros, las extorsiones y la violencia se han convertido, lamentablemente, en realidades cotidianas en casi todo el territorio nacional.

Las constantes agresiones de los delincuentes hacia la sociedad y sus instituciones requieren por parte del Estado de una respuesta contundente para resolver un problema que nos agobia desde hace por lo menos dos sexenios.

La semana pasada se cerró el ciclo legislativo de la conformación de la nueva Guardia Nacional con la declaratoria de aprobación de las reformas constitucionales en la materia por parte de las 32 legislaturas locales. Lo anterior es algo que debemos celebrar porque representa un esfuerzo decidido para evitar que los delincuentes sigan poniendo en entredicho la capacidad del Estado para garantizarle a la población paz y tranquilidad.

Se ha hablado de una eventual militarización en todo el país y se ha criticado el hecho de que la Guardia Nacional vaya a integrarse, de arranque, con elementos formados militarmente. Sin embargo, me parece que quiene s hacen estos señalamientos pierden de vista la cruda realidad que hoy vivimos: y es que, en las condiciones actuales, no existe la capacidad en la gran mayoría de las policías locales para enfrentar el problema de seguridad y, ante ello, es la población la que queda desprotegida si no se hace algo.

La conformación de la nueva Guardia Nacional permitirá, por un lado, subsanar la omisión normativa en la cual, obligadamente, han tenido que operar nuestras Fuerzas Armadas por falta de regulación respecto a su participación en labores policiales y, por otro, construir en los próximos 5 años un cuerpo de seguridad intermedio, integrado por elementos de carácter eminentemente civil, con capacidades suficientes para encargarse de la seguridad ciudadana y el orden público en el ámbito federal. Del éxito de esto último dependerá el regreso de los militares a sus cuarteles y la posibilidad de alcanzar una paz duradera para nuestro país.

Envie un mensaje al numero 55-12-88-20-96 por WhatsApp con la palabra SUSCRIBIR para recibir las noticias más importantes.

/CR

Etiquetas


Notas Relacionadas

¿Y Michoacán apá?Columnas
2019-08-23 - 03:26
IngresosColumnas
2019-08-23 - 03:18
Línea 13Columnas
2019-08-23 - 03:16
Mujeres LibresColumnas
2019-08-23 - 03:13
Pobreza, hambre y miedoColumnas
2019-08-23 - 03:10

+-