facebook comscore
La CFE y los gasoductos: construyendo futuro

La CFE y los gasoductos: construyendo futuro

Columnas miércoles 28 de agosto de 2019 - 02:41

E l diferendo entre el gobierno y tres empresas constructoras de gasoductos llegó a su final. Aun cuando todavía falta que la CFE y una de las empresas transportistas acuerden nuevas condiciones contractuales, lo cual se prevé sucede pronto, existen elementos para pensar que el desenlace de este conflicto es favorable para el interés del país.

El hecho de que se llegara a una solución sin tener que recurrir a tribunales internacionales es una prueba de que, aún en coyunturas, la interlocución entre el gobierno y el sector privado sigue vigente. Los resultados de la interlocución seguramente contribuirán a reparar la confianza entre los inversionistas y a impulsar la inversión privada.

Por otro lado, el acuerdo anunciado ayudará a garantizar que la CFE cuente con el gas natural necesario para generar electricidad. Si tomamos en consideración que al día de hoy poco más de 50 por ciento de la energía eléctrica que se produce en México proviene de plantas de ciclo combinado, es razonable pensar que en la medida en que la CFE utilice este insumo podrá abatir costos de generación – tomando en cuenta la competitividad de los precios del gas natural - y traducir esos ahorros en tarifas eléctricas más bajas.

Cabe destacar que un elemento clave para que las partes llegaran a un acuerdo fue la modificación de las tarifas por el servicio de transporte de gas natural que pagará la CFE. En los contratos que se negociaron se establecía una renta creciente por este servicio, que comenzaba con montos de pago menores y que a lo largo del periodo de vigencia de los contratos se iban incrementando. Con la renegociación, la CFE pagará a las empresas transportistas montos iguales o planos. Al aceptaran modificar las tarifas del servicio de transporte de gas natural, en algunos casos la CFE amplió el periodo de vigencia de los contratos. En otros, aumentó el volumen de compra del gas natural.

Si bien es cierto que estas nuevas condiciones le permitirán a las empresas responsables de los gasoductos obtener mayores ingresos, la CFE también podrá conseguir algunos beneficios. El más importante es que, al acceder a una renta plana a lo largo del plazo, contará con mayor liquidez para invertir en aquellas áreas que demandan atención inmediata. Pienso, de bote pronto, en la oportunidad para modernizar las redes de transmisión y distribución de energía eléctrica.

Tras dos meses de intenso diálogo e independientemente de los resultados anunciados, queda la duda de el gobierno tomó la decisión correcta al renegociar los contratos. Para muchos, los costos de esta decisión son más altos que los beneficios obtenidos con este acuerdo.

En todo caso, y para hablar de manera clara y en el tono que demanda la sociedad, sería útil que el gobierno reconozca que muchas de las decisiones que se tomaron en años anteriores, lejos de ser un obstáculo, representan una oportunidad para construir futuro.

•Analista especialista en el sector energético.
@Art_Carranza.

Envie un mensaje al numero 55-12-88-20-96 por WhatsApp con la palabra SUSCRIBIR para recibir las noticias más importantes.

/CR

Etiquetas


Notas Relacionadas
Yo soy Dolemite Columnas
2019-11-14 - 00:05
Sonia Rojas Castro Columnas
2019-11-14 - 02:45
Tiraditos Columnas
2019-11-14 - 02:44
Bolivia: auditoría electoral Columnas
2019-11-14 - 01:11
La justicia constitucional del Siglo XXI Columnas
2019-11-14 - 02:01
El peor error de Evo Columnas
2019-11-14 - 02:57
+ -