laopcionnota
Las elecciones en India

Las elecciones en India

Columnas miércoles 29 de mayo de 2019 - 02:39


India es una de las economías más importantes del mundo, uno de los países más poblados del planeta y una potencia militar dotada de arsenal nuclear. Por número de electores, India es considerada la democracia más grande de la Tierra. México reconoció a India como un estado soberano inmediatamente después de su declaración de Independencia en 1947. Aunque con altibajos, los gobiernos mexicanos han mantenido una relación comercial intensa con ese país. Una de las obras más bellas de la literatura mexicana Vislumbres de la India, se escribió como consecuencia del paso de Octavio Paz como embajador en aquel país.

En el siglo XXI, el futuro geopolítico de la región Asia-Pacífico y quizá del planeta entero, se juega en el conflicto entre India y Pakistán, así como en la dinámica que adopten las relaciones entre India y China.

La semana pasada concluyó el conteo de los votos e las elecciones de India y el resultado no pudo ser más desalentador para la oposición. El gobierno del primer ministro Narendra Modi obtuvo una aplastante mayoría absoluta, desapareciendo del panorama político al líder mismo de la oposición, Rahul Gandhi, presidente del Partido del Congreso, quien perdió su escaño parlamentario. El electorado indio optó por darle una victoria tan abrumadora al BJP, el partido de Modi, que el primer ministro podrá desarrollar su agenda en completa libertad. Dispone de una cómoda mayoría parlamentaria superior a la de cualquier gobierno en toda la historia de aquel país.

Hasta ahí, suena como un resultado democrático convencional. No es así, hemos de recordar que Modi, un líder altamente carismático, tiene una trayectoria cuestionable en lo referente a tolerancia religiosa. Ha sido objeto de numerosas acusaciones por hacerse de la vista gorda (hay quien lo tacha de cómplice) de matanzas y linchamientos contra la población musulmana en India. Desde que era un gobernante de oposición en provincia, Modi sostenía un discurso de agresivo nacionalismo hindú. El nacionalismo hindú es una fuerza presente a lo largo de toda la historia de India, pero nunca había tenido el respaldo explícito de un primer ministro. Si consideramos los antecedentes de potencial conflictividad interétnica e interreligiosa en India será posible percatarnos de cuán explosiva puede ser la propaganda nacionalista. Baste recordar que Pakistán se separó de India para formar otro país donde fuera mayoría la población de origen musulmán.

En India, por las dimensiones demográficas, hablar de minorías parece broma. La población de origen musulmán en India representa aproximadamente el 15 por ciento, pero en un país mil 240 millones de habitantes, ese porcentaje corresponde a 186 millones de seguidores del Islam. Imaginemos las proporciones que alcanzaría una guerra religiosa en ese país que tiene armas nucleares. ¿Y México? ¿Qué opinamos? ¿Qué haremos? ¿Qué relación desarrollará el gobierno de López Obrador con esta potencia decisiva con este gigante asiático?


•Internacionalista y analista político:
@avila_raudel

Envie un mensaje al numero 55-12-88-20-96 por WhatsApp con la palabra SUSCRIBIR para recibir las noticias más importantes.

/CR

Etiquetas


Notas Relacionadas

¿La reforma electoral: una obsesión?Columnas
2019-06-20 - 02:53
Medio ambiente, retos y obstáculosColumnas
2019-06-20 - 02:51
El no más Draft de la Liga MXColumnas
2019-06-20 - 02:49
La Copa de las gradas vacíasColumnas
2019-06-20 - 02:47
Un loco fin de semanaColumnas
2019-06-20 - 02:45
Maduro seguirá en el poder un mes másColumnas
2019-06-20 - 02:43

Más leidas

Lo último

SIGUENOS EN TWITTER


+-