laopcionnota
Mi solidaridad con la Policia Federal

Mi solidaridad con la Policia Federal

Columnas jueves 11 de julio de 2019 - 03:59


El Ejército y la Policía Federal tienen un enemigo en común, ese enemigo no es precisamente el crimen organizado sino el Presidente de la República Andrés Manuel López Obrador.

Con elementos policiacos inconformes es complicado que las estrategias de seguridad en cualquier ciudad o país tengan éxito.

Con las declaraciones sin tacto y generalizando que la Policía Federal es una corporación “Muy echada a perder”. Los policías federales hicieron reclamos por las condiciones en que desempeñaban su labor; dormían hacinados, sobre cartones o colchonetas, mal comidos, y las instalaciones sanitarias eran deplorables.

Quienes fueron asignados a reforzar al Instituto Nacional de Migración recibieron uniformes que no correspondían a sus tallas.

También el argumento de los policías es el siguiente; si pasan a la GN, van a estar en una posición subordinada permanente, sometidos a un maltrato constante por parte del personal militar y percibiendo una menor remuneración efectiva por la pérdida del ya célebre bono de operatividad.

Pasar a otras dependencias, como el servicio de Protección Federal o el Instituto Nacional de Migración, tampoco les resulta atractivo; en la mayoría de los casos, probablemente verían reducido su ingreso, además de no contar con ninguna certidumbre de permanencia en esas instituciones.

En el periodo de transición para convertirse en la Guardia Nacional, los policias federales no tuvieron acompañamiento de la autoridad, en este momento cuando les informan que perderán derechos laborales, además de que les pidieron su renuncia antes de ser integrados a la Guardia.

La autoridad puede mantenerse en su posición y solo ofrecer un finiquito a los policías federales que rechacen las alternativas laborales, pero eso abriría la puerta a una avalancha de demandas. y claro está que se generaría un pasivo mucho más grande tal vez en decenas de millones de pesos.

El régimen laboral de los policías federales no está cubierto por la Ley Federal del Trabajo. No hay en consecuencia ningún límite al pago de salarios caídos. Por lo tanto, un policía federal, que se fuese a litigio podría obtener, al cabo de algunos años, una indemnización de centenares de miles, sino es que de millones de pesos.

Hay que decirlo con todas sus letras otra vez el Gobierno sin capacidad, sin experiencia, sin tacto y con una buena dosis de torpeza y soberbia. La torpeza de insultar y maltratar sistemáticamente a los policías federales.

Lo natural y preocupante es que el crimen organizado aproveche el encono y la división en la que se encuentran en estos momentos ya que hay antecedentes de muchos integrantes de las corporaciones militares y federales que se han agrupado, unido y enfilado a los grupos criminales.

Basta ver como se conformaron los Zetas.

Envie un mensaje al numero 55-12-88-20-96 por WhatsApp con la palabra SUSCRIBIR para recibir las noticias más importantes.

/CR

Etiquetas


Notas Relacionadas

Línea 13Columnas
2019-07-19 - 02:37
Dos AñosColumnas
2019-07-19 - 02:34
Nación y destinoColumnas
2019-07-19 - 02:29
Duarte, ¡un pobre político!Columnas
2019-07-19 - 02:22

Más leidas

Lo último

SIGUENOS EN TWITTER


+-