facebook comscore
Pequeña voz

Pequeña voz

Columnas lunes 22 de julio de 2019 - 02:59

En un mundo de seres racionales te cuestionas tu valor, ¿es mesurable?

Desprendes del álbum de vivencias, las acciones que te llevaron a cuestionarlo, esos momentos, las personas... de pronto, sin buscarlo; estás frente a una balanza de experiencias e impacto, buscando equilibrar tus emociones.

▶ Y es que es así, entre un vaivén de cuestionamientos personales, que se desenvuelve la obra Pequeña voz del dramaturgo británico, Jim Cartwright, escritor de piezas teatrales como Kiss the Sky, RAZ y Price Night.

A primera instancia, se cuenta la historia de PV, una joven que al estar recluida en su habitación junto a una colección de discosheredada por su padre, se rehúsa a enfrentarse al mundo real.


Escondida entre las voces de Judy Garland, Shirley Bassey y Marilyn Monroe.

Apegada a estos sonidos, la protagonista desarrolla en secreto una especial habilidad por la música y el canto, misma que sale a la luz cuando el novio de su madre, un buscador de talentos, la escucha cantar.

▶ Mediante una asociación entre la madre y su novio para generar ganancias con el talento de PV, ésta joven, interpretada por la nieta de Chespirito, Maria Penell; se va apagando poco a poco al ir cumpliendo los deseos de otros, sin el control para velar por los suyos.

Pequeña voz es una muestra de la fragilidad humana, de la carencia de responsabilizarnos por nuestros actos y por la búsqueda de pertenencia en un mundo que no se detiene y que no guarda silencio. Es una llamada de atención a encontrar un espacio en el que crezca nuestro talento.

▶ Así mismo, el texto rebela el egocentrismo y la desolación que viene de culpar a los que nos rodean, exponiendo a una madre que se siente víctima de las circunstancias y una hija que se cree victimizada por una figura materna ausente.

Por su parte; la escenografía cuenta con dos amplios pisos desde donde se puede ver la casa de la protagonista, destacando con un gran esmero por el cuidado de los detalles y un complejo habitacional que te sugiere estar realmente entre el día a día de una familia.

▶ Entre este drama familiar, la participación de personajes como Odiseo Bichir, Karina Gidi y Amanda Farah, le van dando toques humorísticos que sostienen con gracia la obra; así como diversas canciones que seguro te llevarás cantado.

La dirección de Alonso Íñiguez captura la visión original de la obra, con un resultado satisfactorio, así como el acompañamiento en piano de Analí Sánchez, quien le aporta el dinamismo a esta puesta en escena del Teatro Milán.

Como dato curioso, en la develación de placa de Pequeña Voz, Morris Gilbert mencionó que ya podía morir tranquilo, al saber que el teatro se sostiene y sigue fuerte con obras como ésta.

Envie un mensaje al numero 55-12-88-20-96 por WhatsApp con la palabra SUSCRIBIR para recibir las noticias más importantes.

/CR

Etiquetas


Notas Relacionadas
Reinterpretarnos Columnas
2019-12-06 - 00:06
Los motivos de Karen Columnas
2019-12-06 - 00:01
Tiraditos Columnas
2019-12-06 - 02:49
Medios, negocios y corrupción Columnas
2019-12-06 - 02:48
FALTO VISION EN MICHACAN 2019 Columnas
2020-01-01 - 02:46
La guerra que mata la democracia Columnas
2019-12-06 - 02:32
+ -