facebook comscore
Salarios y productividad a contracorriente: Banxico


Salarios y productividad a contracorriente: Banxico


Activo viernes 21 de febrero de 2020 - 00:35

Por Guadalupe Romero

Los aumentos salariales lejos de estar sustentados por los índices de productividad del país, afectan la meta inflacionaria para este año, enunció Javier Guzmán Calafell, subgobernador del Banco de México (Banxico).
La actividad económica se ha debilitado más de lo previsto, se observa un incremento de los salarios por encima de la productividad, lo que plantea posibles "retos" en su repercusión sobre la inflación y el empleo, señaló el funcionario.
Durante su participación en el Foro de Fondos 2020, Fondos de Inversión, Guzmán Calafell definió que "la trayectoria de la inflación probablemente se ajuste al alza. Y nuevamente se enfrenta la perspectiva de postergar el cumplimiento de la meta… persiste una situación de alta incertidumbre".
En su reciente decisión de política monetaria, la Junta de Gobierno del Banxico determinó que este año las inflaciones general y subyacente serán moderadamente superiores al 3 y 2.9 por ciento, respectivamente, pronosticadas en el informe del tercer trimestre de 2019.
Los aumentos transitorios, como han experimentado algunas mercancías alimentarias y cigarrillos, así como productos relacionados con el alza salarial, son los factores que afectan al control inflacionario, detalló el subgobernador.
En enero, la inflación anual de México se aceleró en 3.24 por ciento hasta su mayor nivel desde mediados del año pasado, debido a incrementos de precios en algunos alimentos agropecuarios y el tabaco, en parte por la actualización de algunos impuestos. En 2019 la inflación cerró en 2.82 por ciento.
De ahí que el Banxico advirtiera que para los próximos meses, el comportamiento de la inflación se verá afectado por esta tendencia de los costos salariales. Así como en los mayores precios de los productos agropecuarios, el mayor grado de holgura en la economía y los menores precios de los energéticos.
En balance esto implicaría un ajuste al alza de la trayectoria inflacionaria, por lo que “probablemente la meta de tres por ciento no se logre este año como estaba previsto”, puntualizó.
El Banxico debe enfocarse en cumplir con la meta inflacionaria, ya que de otra forma se daría la impresión de que está dispuesto a acomodar las tasas de inflación más elevadas.
“Al mismo tiempo, debe procurarse que la convergencia a la meta se dé de manera ordenada, a fin de evitar potenciales costos para la actividad económica.”
El subgobernador expuso que la actividad económica del país se ha mantenido débil. “La información más reciente sugiere una ligera contracción del PIB en 2019. Se espera cierta mejoría de la actividad económica este año; sin embargo, el panorama para la actividad económica luce complicado”.
“Es de esperarse una gradual recuperación del consumo privado. No obstante, lo anterior puede verse compensado parcialmente por: bajos niveles de inversión, y el potencial efecto adverso de la desaceleración de la economía estadunidense sobre las exportaciones mexicanas.”
El subgobernador dedicó su mensaje en el foro para hablar de los fondos de inversión y sus beneficios; en donde enumera: los ahorradores cuentan con mayores márgenes para elegir, con base en sus preferencias, cómo invertir su dinero; permiten a hogares y empresas realizar inversiones a las que, por su costo administrativo o montos requeridos, en lo individual no podrían tener acceso, y facilitan la diversificación de riesgos y permiten acomodar grados distintos de aversión al riesgo.
Los fondos de inversión aumentan y diversifican las fuentes de fondeo para los sectores público y privado, lo que a su vez reduce la vulnerabilidad de la economía. Representan una fuente importante de financiamiento para bancos y casas de bolsa a través de operaciones de reporto. Y a nivel agregado, al ampliar la base de inversionistas institucionales, los fondos de inversión han contribuido a impulsar el crecimiento del mercado de deuda en México.
El número de cuentas en estos instrumentos de inversión pasó de 1.7 millones en 2009 a 2.5 millones en 2019. El saldo promedio por cuenta se duplicó, en términos reales, durante el mismo periodo. o Con alrededor de una décima parte de los activos totales del sistema financiero mexicano, los fondos de inversión son el tercer intermediario en tamaño después de la banca comercial y las Siefores.
Aunque el tamaño de los fondos de inversión en México (medido por sus activos netos como proporción del PIB) se encuentra muy por debajo de lo observado en otros países latinoamericanos como Brasil (60.6%) y Chile (19.0%).

Envie un mensaje al numero 55-12-88-20-96 por WhatsApp con la palabra SUSCRIBIR para recibir las noticias más importantes.

/CR

Etiquetas


Notas Relacionadas
+ -