facebook comscore
Sin quórum, senadora opositora  se proclama presidenta de Bolivia

Sin quórum, senadora opositora se proclama presidenta de Bolivia

Global martes 12 de noviembre de 2019 - 21:53

Por Martha Cotoret y agencias

En una sesión sin quórum, ante la ausencia de los representantes del partido de Evo Morales, Movimiento Al Socialismo, la senadora de la oposición Jeanine Áñez se proclamó ayer presidenta interina de Bolivia.
Se necesitaba la presencia de al menos 85 legisladores (19 senadores y 66 diputados) para que hubiese quórum y se hiciera efectiva la aceptación de la renuncia de Morales por mayoría absoluta. El MAS, de Evo Morales, tiene 25 senadores y 88 diputados, que hacen un total de 113 congresistas, frente a 53 asambleístas en total de la oposición.
“Asumo de inmediato la Presidencia del Estado”, proclamó la senadora de Unión Demócrata, que activó la línea sucesoria tras el vacío de poder que dejó Evo Morales con su renuncia y la de todos los funcionarios oficialistas que hubieran podido sucederlo.
Momentos antes, Añez Chávez, segunda vicepresidenta del Senado, se había autoproclamado presidenta de la Cámara Alta, ante la ausencia de la titular del órgano y del primer vicepresidente.
Según el Reglamento General de la Cámara de Senadores de Bolivia la segunda vicepresidenta puede "reemplazar a la Presidenta o Presidente del Senado y a la Primera Vicepresidenta o Primer Vicepresidente cuando ambos se hallen ausentes por cualquier impedimento".
Una interpretación jurídico-legal de la Constitución Política del Estado por parte del Tribunal Constitucional (TC) avaló este martes la proclamación de la derechista Jeanine Añez, de 52 años de edad, como la nueva presidenta interina de Bolivia, sin necesidad de reunir quórum en el Congreso.
Un comunicado oficial del alto tribunal cita una Declaración Constitucional de 2001 que al interpretar artículos referidos a la sucesión presidencial establece que “el funcionamiento del órgano ejecutivo de forma integral no debe verse suspendido”, por lo que el siguiente en la línea sucesorial asume “ipso facto” la presidencia.
La nueva presidenta interina agradeció la confianza ante los “días duros” que se avecinan en Bolivia, en sus primeras palabras tras asumir el mando del país, en el que la salida de Morales había dejado un vacío de poder, con militares y policías como únicas autoridades.
”No va ser muy fácil”, reconoció, ante una Bolivia que desde las elecciones del 20 de octubre atraviesa una grave crisis política y social, con al menos siete muertos y cientos de heridos.
Jeanine Áñez se comprometió a “convocar elecciones lo más pronto posible”, en pos de una “Bolivia libre y democrática”.
Los parlamentarios del MAS, el partido de Morales, no acudieron a la Asamblea Legislativa, en un claro intento por bloquear la ratificación de la renuncia de Morales en el Congreso y, en consecuencia, la designación de nuevos funcionarios que convoquen a elecciones.
Además, hay dudas sobre cómo reaccionará la comunidad internacional, en la que Morales mantiene importantes aliados políticos como el propio presidente de Venezuela, Nicolás Maduro.
La nueva presidenta interina asumió el poder ante “el riesgo para el régimen democrático” en Bolivia, sumida en el caos desde la renuncia de Morales hasta el punto de que el ejército patrulla las calles para intentar mantener el orden.



Envie un mensaje al numero 55-12-88-20-96 por WhatsApp con la palabra SUSCRIBIR para recibir las noticias más importantes.

JG/CR

Etiquetas


Notas Relacionadas
+ -