facebook comscore
Urzúa frente al pensamiento mágico

Urzúa frente al pensamiento mágico

Columnas martes 16 de julio de 2019 - 02:37

Desde Jaime Serra Puche, ningún secretario de Hacienda había durado tan poco tiempo en el cargo, como Carlos Urzúa.

Hay lógica en ello, ya que quien maneja las finanzas del país es un colaborador estratégico del Presidente de la República.

Tiene la encomienda de presentar el presupuesto y de elaborar el Plan Nacional de Desarrollo (PND), que es el eje de las políticas públicas, sujetas a metas y a proyectos medibles.

Serra Puche permaneció en Hacienda, en las oficinas de Palacio Nacional, 29 días. Lo atrapó el torbellino del “error de diciembre” y el inicio de una de las crisis económicas más graves y profundas de las que ha padecido el país.

A Urzúa, en cambio, lo derrotó el entorno del Presidente Andrés Manuel López Obrador y las diferencias que se fueron acentuando. Es más, el propio titular del poder Ejecutivo explicó que no le gustó el PND y que tuvo que redactar el suyo propio. Por eso hay dos documentos tan distintos en la Cámara de Diputados, uno declarativo y otro sujeto a los lineados técnicos que permiten la planeación.

Es grave, porque indica que la persona mejor informada sobre la situación económica, no fue escuchada o sus reflexiones y alertas no tuvieron las consideraciones debidas.

Urzúa se topó con el pensamiento mágico que impera en algunas áreas de la élite en el Gobierno. Hay una realidad alternativa que niega las evidencias y que no se guía por los hechos y los datos.

Esto lo reveló el propio exsecretario de Hacienda en una entrevista con Proceso, donde manifiesta su preocupación sobre la refinería de Dos Bocas, a pesar de los expertos y de la opinión de las empresas de construcción acreditadas que advirtieron sobre los riesgos del proyecto.

Urzúa dijo, con todas sus letras, que cancelar el nuevo NAIM fue un error y bastante costoso y más aún si tenemos en cuenta que seguirá pagando a los inversionistas por un proyecto que ya no existirá.

Inclusive señaló que habría sido mejor estrategia la de expropiar los terrenos aledaños a la terminal aérea, para que ningún grupo empresarial o político resultará favorecido de modo indebido.

Para Urzúa debió ser difícil el alternar con recién llegados a la administración pública y carentes deexperiencia y, de algo más, prudencia.

También observó los riesgos del conflicto de interés, cuando al frente de la oficina de la Presidencia de la República se encuentra uno de los empresarios más relevantes.

Ser gobierno no es sencillo, con frecuencia los deseos se topan con los ladrillos de la realidad, aunque no se quiera verlos.

Esta disociación entre la realidad y el deseo es una pócima por demás peligrosa y puede conducir a problemas graves en el manejo económico.

•Twitter: @jandradej

Envie un mensaje al numero 55-12-88-20-96 por WhatsApp con la palabra SUSCRIBIR para recibir las noticias más importantes.

/CR

Etiquetas


Notas Relacionadas
Ley Godoy Columnas
2019-10-18 - 01:33
La Nacional abre camino Columnas
2019-10-18 - 01:31
¿Perdonar al Veracruz? Columnas
2019-10-18 - 01:29
Cuba y su “presidente electo” Columnas
2019-10-18 - 01:28
Aquí, Hablamos Español Columnas
2019-10-18 - 01:26
Ingresos Columnas
2019-10-18 - 01:24
Más leídas

Lo último

SIGUENOS EN TWITTER

+ -