El efecto del consumo digital y la bolsa

El efecto del consumo digital y la bolsa

Si se desea comprender la dinámica del comportamiento en los precios de las acciones que se cotizan en los mercados de valores vale la pena adentrarse en la historia del auge y caída de la hipótesis del mercado eficiente. Lo ideal es contar con un mercado en donde los precios de las acciones en cualquier punto en el tiempo reflejan completamente toda la información disponible; a estos mercados se les llama “eficientes”.

Justin Fox, periodista e investigador financiero estadunidense, en su libro The Myth of the Rational Market: A History of Risk, Reward, and Delusion on Wall Street - El Mito del Mercado Racional: Historia del Riesgo, Recompensa y Engaño en Wall Street, relata de forma amena los elementos históricos tanto académicos como de política económica que dieron soporte a la hipótesis de que los mercados se autorregulan, es decir, son eficientes.

La teoría del mercado eficiente comenzó a desarrollarse en la Universidad de Chicago en la década de los 60 y fue el fundamento principal utilizado por el gobierno estadunidense para apoyar la política de no regulación de los mercados. Alan Greenspan, quien estuvo a cargo de la Reserva Federal en EU de 1987 a 2006, fue uno de los principales impulsores de la teoría del libre mercado y la vio fracasar cuando estalló la crisis financiera de 2008.

“Porque los mercados no mandan”, fue uno de los argumentos que AMLO dio para dar validez al resultado de la consulta ciudadana sobre el destino de cancelar o continuar con el proyecto del NAICM versus la alternativa de Santa Lucía.

El argumento dista completamente de tener los fundamentos bajo los cuáles se rigen los mercados; AMLO no está hablando de una propuesta de política económica la cual propicie el libre mercado, que promueva condiciones económicas y fiscales favorables para la creación de nuevos empleos y atracción de inversión extranjera; no está hablando de la función que tiene el gobierno de crear oportunidades para la iniciativa privada y también de vigilar que no se generen malas prácticas; la función de regular.

En todo caso generó la reacción natural en los mercados; el miedo a la incertidumbre provocó que en un solo día las principales empresas que cotizan en la bolsa mexicana de valores perdieran un tanto más de lo que se estima costaría el proyecto de NAICM; provocó reacción negativa de los mercados internacionales y debilitó la posición del peso frente al dólar. Existe un nuevo elemento a evaluar, ¿el nuevo gobierno respetará los acuerdos de largo plazo ya adquiridos o por adquirir?.

Esperemos que el nuevo gobierno entrante tome la postura que le corresponde: diseñar e implementar los mecanismos para crear un mercado que genere empleo e ingresos para los mexicanos y al mismo tiempo sea atractivo para los inversionistas. No existe uno sin el otro.



LO ÚLTIMO



+ -