facebook comscore
Agua y jabón eliminan virus en un 95%: experto

Agua y jabón eliminan virus en un 95%: experto

Entornos jueves 19 de marzo de 2020 - 02:46

Por Carlos Antonio Sànchez
Carlooscontacto@gmail.com
Está demostrado que las medidas de higiene personal como lavado de manos y evitar tocarse la cara son mucho más eficaces que las intervenciones farmacológicas para limitar el contagio de virus como el de la influenza. Diversos artóculos como el publicado por la Revista de Divulgación de la Universidad de Guanajuato en colaboración con el Observatorio de Seguridad Alimentaria y Nutrición de Guanajuato dieron cuenta de sus beneficios.
“El jabón está hecho de moléculas en forma de alfiler, cada una de las cuales tiene una cabeza hidrofílica —se enlaza fácilmente con agua— y una cola hidrofóbica, que evade el agua y prefiere vincularse con aceites y grasas. Lavarse con agua y jabón es un modo efectivo de destruir y desalojar a muchos microbios, entre ellos el nuevo Coronavirus (COVID-19). Cuando te lavas las manos con agua y jabón, rodeas cualquier microorganismo de tu piel con moléculas de jabón. Las colas hidrofóbicas de las moléculas de jabón que flotan libremente intentan evadir el agua. En el proceso, se introducen en las envolturas lipídicas de ciertos microbios y virus, y las abren a la fuerza. Las proteínas esenciales se derraman de las membranas rotas en el agua que las rodea, matando a las bacterias e inutilizando a los virus”, explicó la bióloga Yovan Gonzàlez a ContraRéplica.
En la investigación de la Universidad de Guanajuato también se indica que el jabón ayuda a remover los microorganismos mediante la formación de micelas, que son burbujas que atrapan y arrastran otros microorganismos en un contexto donde las enfermedades gastrointestinales y de vías respiratorias, son de las primeras causas de consulta médica.
El papel de las manos en la transmisión de gérmenes durante la atención clínica se identificó desde 1847 en Viena por Ignaz Semmelweis, observando una disminución de la sepsis puerperal y mortalidad materna cuando se llevaba a cabo este procedimiento.
“El COVID-19 puede durar, en un entorno como en superficies de plásticos y aceros, como los pasamanos del metro casi tres días y si hablamos de dinero, papel o cartón, hay estudios que indican que hasta 24 horas”, indica Yován González.
La OMS estableció el día 15 de octubre el Día Mundial del Lavado de Manos, la misma que indica que cada año mueren de dos a tres millones de personas por diarrea, una tercera parte de las infecciones son prevenibles y probablemente un millón de vidas por año se podrían salvar con la medida más simple, el lavado de manos.
“Algunas moléculas de jabón interrumpen los enlaces químicos que permiten a las bacterias, los virus y la mugre adherirse a las superficies, sacándolos de la piel. Las micelas también se pueden formar alrededor de partículas de suciedad, así como fragmentos de virus y bacterias, al suspenderlos en jaulas flotantes. Cuando te enjuagas las manos, todos los microorganismos que han sido dañados, atrapados y matados por las moléculas de jabón son arrastrados por el agua”, explica Yován González.
De acuerdo con el Instituto Nacional de Pediatría de México se considera desde hace mucho tiempo que el lavado de manos es la medida de prevención más eficiente para evitar las enfermedades infecciosas, además que logra una eliminación de 90 a 95% de los gérmenes que se encuentran en las manos contaminadas.
“Sin embargo, la técnica solo funciona si cada persona lava sus manos de manera frecuente y exhaustiva: Genera una buena espuma, tállate las palmas y el dorso, frota tus dedos intercalándolos entre ellos, talla las puntas de los dedos contra las palmas y gira un puño jabonoso alrededor de tus pulgares”,agrega el biòlogo.
Qué jabones usar
Aún cuando se sabe que el agua y el jabón reducen la transmisión de microorganismos peligrosos, el jabón líquido puede contaminarse con bacterias, de acuerdo con una investigación de la Universidad de la Cañada, Oaxaca, encabezada por el ingeniero agroindustrial Lucio Gonzales Montiel, los dispensadores de jabón a granel recargable son propensos a la contaminación bacteriana, y se han reportado brotes infecciosos vinculados con el uso de jabón contaminado en diversos centros de trabajo.
“Los desinfectantes con al menos el 60 por ciento de etanol actúan de manera similar, al derrotar a las bacterias y a los virus mediante la desestabilización de sus membranas lipídicas, sin embargo, no pueden remover fácilmente los microorganismos de la piel”, indicó el experto.

Envie un mensaje al numero 55-12-88-20-96 por WhatsApp con la palabra SUSCRIBIR para recibir las noticias más importantes.

JG/CR

Etiquetas


Notas Relacionadas
+ -