facebook comscore
Instalaciones de la COFEPRIS fueron “clausuradas” por consumidores de vapeadores

Instalaciones de la COFEPRIS fueron “clausuradas” por consumidores de vapeadores

Ciudades sábado 04 de junio de 2022 -

María Mendoza

Las instalaciones de la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (COFEPRIS) fueron “clausuradas” por consumidores de vapeadores. La tarde del viernes, integrantes del movimiento Vaperos Unidos de México colocaron “sellos de clausura” para suspender de manera simbólica las actividades de la comisión.

Comerciantes y consumidores de vapeadores, cigarrillos electrónicos y dispositivos similares reclaman una serie de medidas ilegales y arbitrarias por parte de autoridades sanitarias y del gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador.

Recientemente, con el argumento de hacer efectivo el derecho a la protección de la salud y a un medio ambiente sano, entró en vigor el decreto presidencial que prohíbe la circulación y comercialización de estos productos.

Mediante un decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación (DOF) se prohíbe expresamente los Sistemas Electrónicos de Administración de Nicotina, Sistemas Similares sin Nicotina, Sistemas Alternativos de Consumo de Nicotina, cigarrillos electrónicos y dispositivos vaporizadores con usos similares.

Esta medida también aplica para las soluciones y mezclas utilizadas en estos artículos, sin importar su procedencia.

En la clausura simbólica, Juan José Cirión Lee, presidente de la organización México y el Mundo Vapeando, aseguró que la arbitraria e ilegal cacería de brujas que han emprendido las autoridades en los últimos días ya derivó en la clausura de por lo menos 70 comercios a lo largo del país (de los cuales poco más de la mitad se localizan en la Ciudad de México).

El integrante del movimiento argumenta que esta medida dejó sin empleo a por lo menos 150 personas.

“Estas clausuras ilegales han significado, por un lado, la pérdida del patrimonio del comerciante porque aun y cuando obtendrá con plena seguridad un amparo para llevar a cabo su actividad, lo cierto es que el proceso podría durar meses o hasta un año, tiempo que asfixiará sus finanzas y por consiguiente su negocio”, expuso.

El también maestro en Derecho estimó que en todo el país existen alrededor de 600 negocios de esta índole.

"Lluvia de amparos"

Recientemente, Cecilia Stahlhut, especialista en temas regulatorios de la firma Hogan Lovells, declaró a Milenio que para contrarrestar al decreto publicado en el DOF se prevé que las siguientes semanas haya “una lluvia de amparos” por parte de las empresas afectadas.

El 19 de octubre de 2021, la Suprema Corte de Justicia de La Nación (SCJN) determinó inconstitucional la prohibición para distribuir y comercializar vaporizadores, con lo que homologó su criterio pues había una contradicción de tesis entre la Primera y Segunda Sala.

A partir de dicha jurisprudencia que se volvió obligatoria para todos los jueces federales que cualquier persona que presente un amparo alegando cualquier acto de la autoridad que le prohíba vender los dispositivos, se lo van a conceder.

Sin embargo, el 19 de mayo pasado, la COFEPRIS y la Secretaría de Gobernación (SEGOB), emitieron una “alerta sanitaria máxima” en contra de los vaporizadores argumentando casos de intoxicación por vapeo en el otoño de 2019 en Estados Unidos.

En su momento, la autoridad estadounidenses resolvió que dichos incidentes respondieron al vapeo de sustancias ilegales obtenidas en el mercado negro y no por la propia actividad de vapear.

De acuerdo con Lee, las disposiciones del gobierno federal y, en particular, el último decreto emitido, constituyen un claro y evidente desdén a lo resuelto por la SCN y al Poder Legislativo, pues recordó que dentro del Congreso de la Unión ya existen más de 20 iniciativas de las diferentes fracciones parlamentarias que buscan definir un marco regulatorio para la venta, distribución y consumo de vaporizadores.

El activista advirtió que las medidas arbitrarias del gobierno federal resultarán contraproducentes, pues además de los daños que ya se mencionaron, también detonarán el mercado negro, con sensibles riesgos para menores de edad.

En este sentido, dejó en claro que los vaporizadores no son artículos para niños ni adolescentes, por lo que es necesario definir para su compra y consumo un marco regulatorio exclusivo y ajeno al que existe hoy en día sobre el tabaco.

Asimismo, lamentó que mientras las autoridades mexicanas están estancadas en dogmas, mentiras y desinformación, los gobiernos de otros países, como el británico, impulsan el uso de los vaporizadores para revertir el tabaquismo.

Imagen: Cortesía


No te pierdas la noticias más relevantes en youtube

Envíe un mensaje al numero 55 1140 9052 por WhatsApp con la palabra SUSCRIBIR para recibir las noticias más importantes.

AM/CR

Etiquetas


Notas Relacionadas
+ -