facebook comscore
No puede haber una nueva normalidad sin librerías: Diego Moreno

No puede haber una nueva normalidad sin librerías: Diego Moreno

Entornos jueves 28 de mayo de 2020 - 00:52

Por Martha Rojas
martha.rojas@contrareplica.mx

Para Diego Moreno, cofundador de la editorial Nórdica Libros, el futuro virtual, aunque presente y enfatizado a raíz de la pandemia por coronavirus (Covid-19), dista de ser la normalidad. Los sujetos, dice, “necesitan el contacto social”, está en su naturaleza.
Es por ello que tras la relajación de las medidas sanitarias en Madrid, España, el editor y también sociólogo apela a la voluntad de los lectores para reflotar la vida de las librerías y los centros culturales.
Cuando la industria editorial ibérica espera pérdidas económicas de hasta 40 por ciento, Diego Moreno anunció, en abril pasado, una campaña en beneficio de los libreros afectados por el cierre de los recintos; el 35 por ciento de la venta de ebooks será destinado a los espacios que los propios lectores prefieran.
En entrevista a ContraRéplica, el editor señala que hasta el momento han logrado recaudar mil 200 euros (29 mil 463 pesos al tipo de cambio de ayer), que serán entregados en las próximas semanas en señal de solidaridad.
“La cadena editorial vive una permanente crisis. Hicimos esta campaña más como un gesto de solidaridad que como un apoyo de gran impacto porque creemos que los libreros son esas piezas angulares entre las editoriales y los lectores. Cuando llegas a una librería son ellos los que pueden hacer recomendaciones. Hasta ahora, hemos logrado reunir mil 200 euros, que no es gran cosa, pero queremos ayudar porque creo que ahora pensamos mucho en nosotros mismos y no en el otro. Este año habrá pérdidas de hasta 40 por ciento en el sector, estamos en crisis siempre”, detalló Moreno.
A pesar de que el papel y las librerías viven el temor constante de ser reemplazadas por las nuevas tecnologías, para Diego es una posibilidad aún improbable. Para él, son espacios que además de propiciar la búsqueda literaria dan lugar a la convivencia social.
“Una librería es mucho más que un sitio en donde se venden libros. Es cierto que las tecnologías están presentes, que su uso aumentó a raíz de la pandemia, pero es difícil imaginar que las librerías dejarán de existir porque son espacios a donde la gente va a encontrar nuevos autores, nuevos libros, a platicar. Las personas necesitan el contacto con el otro, es una necesidad y está en nuestra naturaleza. Ahora hay librerías-café en donde se fomenta la plática, las charlas con autores, en fin, las librerías son necesarias”, agregó.
El desconfinamiento en España, decretado en cuatro fases, supone un reto para las editoriales, sobre todo para las independientes, que además de lidiar con los baches económicos se tiene que enfrentar a los grandes conglomerados, que ganan en producción y demanda.
Sin embargo, para el director de Nórdica hay una responsabilidad estatal y ciudadana que debe concretarse en el fomento a la lectura y el apoyo a lugares que propician la reflexión, la socialización y el redescubrimiento.
“Ahora viene un reto porque hay que volver a entrar en confianza con el lector, que sea seguro para ellos regresar a las librerías. Hay un fenómeno en que los grandes grupos ocupan los primeros espacios. Se necesitará la ayuda del Estado porque ellos son grandes compradores de libros, también en México, si hay ayuda pública será menos grave y también se necesita de la aceptación y compra del ciudadano. Leer también es un trabajo militante”, sentenció.



Envie un mensaje al numero 55-12-88-20-96 por WhatsApp con la palabra SUSCRIBIR para recibir las noticias más importantes.

JG/CR

Etiquetas


Notas Relacionadas
La Biblia de Gutenberg Entornos
2020-07-08 - 09:16
Como un cuadro del viejo Chagall Entornos
2020-07-07 - 19:10
+ -