facebook comscore
ENTRE MADURO Y PODRIDO.

ENTRE MADURO Y PODRIDO.

Columnas jueves 26 de noviembre de 2020 - 00:35

Israel González Delgado.

El concepto de corrupción es uno de los más difíciles de discutir racionalmente en cualquier espacio público, porque es inherentemente moral.

Cuando se habla de ilegalidad, hay un parámetro objetivo; existe una norma jurídica de contenido verificable, y se juzga si la conducta la cumple o la incumple. De la misma forma, si se habla de ineptitud o incompetencia, aunque sean temas más escabrosos, existen catálogos de perfil de puesto y certificaciones de destrezas que algo ayudan: si es una competencia en el conocimiento de un idioma, o paso el examen o no lo paso, igual en un examen de matemáticas. Eso me haría inepto (inidóneo, para mayor delicadeza) para ocupar determinado cargo o para desarrollar determinada labor.

Pero hablar de corrupción conlleva una carga emotiva y subjetiva inevitable. Corromper es degradar, descomponer, echar a perder. Y eso implica que conocemos perfectamente la naturaleza y fin de la cosa que ha sido degradada, y por eso podemos evidenciar la dirección y magnitud de la desviación.

Una manzana se corrompe cuando se pudre y se llena de gusanos. ¿Quién se la comería? Pero no es tan sencillo ver los gusanos ni oler la podredumbre cuando se habla de instituciones, prácticas o sistemas en general, sean públicos (como el Estado) o privados (como el mercado, que no le pide nada a nadie en los niveles de inmoralidad y bajeza a los que puede llegar).

Como en la calificación está la sentencia, en los debates sobre el tema no hay dialogantes, sino acusadores y culpables, y los espectadores deben tomar partido desde que se presenta a las partes, antes de la presentación de prueba alguna ni valoración ninguna.

Es común que dentro de la política, unos y otros se acusen de corruptos, sobre todo entre partidos. Pero durante muchos años, los intereses creados desde el ámbito privado, lograron expropiar con éxito el papel acusatorio y, de ese modo, vacunarse contra cualquier escrutinio serio por parte de la sociedad, la prensa y los gobiernos. El liberalismo, en sus distintas vertientes, siempre desconfía de lo público, pero en su última iteración aprovechó esa desconfianza para canonizar lo privado, por oposición.

Y eso es increíblemente ingenuo, porque los intereses privados a lo que se oponen, además de a otros intereses privados, es al interés público.

Es necesario, entonces, preguntarnos para qué están el mercado, la empresa y el trabajo, a ver si estos no se corrompieron antes y habría que enderezarlos. Quizás sea por esto que los gobiernos de diversas latitudes se han envalentonado contra los medios de comunicación, los organismos internacionales fondeados por empresas privadas y contra las prácticas de ciertas corporaciones.

La reivindicación del poder estatal, que se había convertido en un mero gestor de inversiones privadas, puede ser útil para fundar los cimientos de un nuevo Estado de Bienestar, si se hacen bien las cosas. No escapa a mi atención el riesgo de que no estemos en el umbral más que de un nuevo Estado Administrativo, con mayor poder pero menos compromiso para con los derechos humanos y el mejoramiento de las oportunidades vitales de los pueblos. Pero estábamos en camino a un feudalismo de murallas virtuales y tiendas de raya tecnológicas; al menos hay una sacudida.

Síguenos también en Google Noticias de ContraRéplica para estar informado.

Envíe un mensaje al numero 55 1140 9052 por WhatsApp con la palabra SUSCRIBIR para recibir las noticias más importantes.

/CR

Etiquetas


Notas Relacionadas
El regalazo que le dio la Fiscalía al Inai Columnas
2021-01-20 - 01:54
Tarea pendiente de legisladores Columnas
2021-01-20 - 01:36
“Ya párele presidente” Columnas
2021-01-20 - 01:28
Línea 13 Columnas
2021-01-20 - 01:13
El Peor Presidente de la Historia Columnas
2021-01-20 - 01:08
Renapo, inteligencia y migración pulcra Columnas
2021-01-20 - 01:01
Ingresos Columnas
2021-01-20 - 00:51
Contrato sin sangre: El mercader de Venecia Columnas
2021-01-19 - 13:15
Tiraditos Columnas
2021-01-19 - 00:43
Clara y la poderosa Iztapalapa Columnas
2021-01-19 - 00:42
+ -