facebook comscore
Pasado: el ayer o historia

Pasado: el ayer o historia

Columnas lunes 01 de marzo de 2021 - 03:10

Por José García

Cuando se dijo que el ser humano es un agente histórico en todo momento, nadie lo tomó en serio, aunque hubo quienes lo creían, pero no actuaban en consecuencia. Ahora que está implícito el hecho de que cada ser humano es un medio de información, la gente actúa sobre la difusión de los hechos aunque no terminan de creerlo.

La historia se convirtió en mitología y los medios en una especie de Monte Olimpo donde habitaban los dioses de la antigua Grecia. Una práctica cotidiana que debía desarrollarse con la conciencia de su repercusión en el tiempo no le identificaba la responsabilidad que habita el tiempo y una actividad que siempre debió ser parte de la vida cotidiana ahora tiene los instrumentos en sus manos, pero no puede convertirlos en servicio como el resto de las herramientas.
La historia no es sólo el recuento del pasado como quieren algunos presentarla, menos aún, símbolo de lo antiguo, de lo que pasó y quedó en el camino. Por otra parte, las herramientas que ahora son auxiliares de la historia que se hace todos los días continúan la proliferación de los mitos antes que reflejar la verdad. Ahí se sustituye lo trascendente por lo baladí como si en ese esquema de información pudiera conocerse la realidad presente y transformarla verdaderamente.
Más que desconocimiento es deprecio por la historia y consideran algunos sectores de la población que las herramientas entierran el pasado junto con historia y que la civilización empieza con el internet o el celular, cuando ni siquiera han podido convertirlos en servicios de la humanidad o, por lo menos, de la individualidad.

La realidad es forzada a aproximarse cada día más a un videojuego, donde lo imposible en el pasado puede ser posible en el presente. Aunque se tenga por historia una mentira y se viva una fantasía presente.

Toda herramienta creada por el humano tiene la virtud de acercarlo a la realidad, pero quienes manejan, desde el Olimpo de la tecnología, esos instrumentos crean una realidad paralela, donde impera la evasión de una realidad que no puede manipularse fácilmente.
El cine, la televisión, el futbol, incluso la religión, pasaron de ser distracciones para convertirse en evasiones. Ahora, sus personajes pueden manipularse a través de un videojuego de acuerdo con la voluntad de sus operadores o de su pericia en el arte de apretar botones. Ejercicio suficiente como para pensar que el pasado no puede saltar el tiempo hacia el presente, esos aparatos crean un blindaje contra la historia creyéndola sólo un tiempo pretérito.
La historia, reflejo de otra edad del ser humano, debe ser rescatada del pasado estéril para que el presente se convierta en un paso congruente con el futuro y pueda transmitir de manera más novedosa nuestra historia.

Síguenos también en Google Noticias de ContraRéplica para estar informado.

Envíe un mensaje al numero 55 1140 9052 por WhatsApp con la palabra SUSCRIBIR para recibir las noticias más importantes.

/CR

Etiquetas


Notas Relacionadas
Tiraditos - 19 abril 2021 Columnas
2021-04-19 - 01:00
¿Volver a la “vieja escuela” policial? Columnas
2021-04-19 - 01:00
Relaciones asimétricas Columnas
2021-04-19 - 01:00
Qué pasa... Columnas
2021-04-19 - 01:00
Una gran historia de amor Columnas
2021-04-19 - 01:00
Línea 13 - 19 abril 2021 Columnas
2021-04-19 - 01:00
El transitorio que no transita Columnas
2021-04-19 - 01:00
El mito de la polarización Columnas
2021-04-19 - 01:00
Derecho a la salud Columnas
2021-04-19 - 01:00
Atlante de fiesta 105 Columnas
2021-04-19 - 01:00
Toros y vacas flacas Columnas
2021-04-16 - 01:00
OEA, sin credibilidad Columnas
2021-04-16 - 01:00
Las buenas nuevas del Presidente Columnas
2021-04-16 - 01:00
De Jaime Torres Bodet a Marx Arriaga Columnas
2021-04-16 - 01:00
Feminicidios en la CDMX Columnas
2021-04-16 - 01:00
Línea 13 - 16 abril 2021 Columnas
2021-04-16 - 01:00
+ -