facebook comscore
Y en el mundo ¿qué?

Y en el mundo ¿qué?

Columnas lunes 12 de diciembre de 2022 -



El camino de la igualdad sustantiva.

Como les había adelantado, el pasado 10 de diciembre fue el Día Internacional de los Derechos Humanos, en conmemoración a la proclamación de la Declaración Universal de los Derechos Humanos por los Estados miembros de la Organización de las Naciones Unidas, en donde a través de las distintas aportaciones culturales y sociales se formó el primer catálogo de derechos fundamentales de aplicación mundial.

En México, la gran reforma en materia de derechos humanos fue la del 10 de junio de 2011, la cual derivó de entre otras cuestiones, del caso Rosendo Radilla que sentenciara la Corte Interamericana de Derechos Humanos en contra del Estado Mexicano y que inspirara el expediente 912/2010 que la Suprema Corte de Justicia de la Nación integrara para dar solución al faltante control convencional que también se originó del estudio de dicha sentencia internacional.

Entre los cambios más trascendentales de dicha reforma constitucional, se encuentra el actual texto del artículo 1° que comprende la supremacía de los derechos humanos dentro del ordenamiento jurídico nacional; además de obligar a todas las autoridades de todos los niveles de gobierno a su promoción, respeto, protección y a garantizarlos de conformidad con los principios de universalidad, interdependencia, indivisibilidad y progresividad.

Y también dentro de dicho precepto constitucional, se encuentra el derecho a la no discriminación por medio de cualquiera de las categorías sospechosas allí descritas o como finaliza dicho párrafo quinto: “…cualquier otra que atente contra la dignidad humana y tenga por objeto anular o menoscabar los derechos y libertades de las personas.” Con lo cual, queda garantizado dicho derecho y el de la igualdad, pues no se puede pretender esta y la no discriminación por separado, como lo determina el principio de interdependencia de los derechos humanos.

En ese tenor de ideas y en busca de una verdadera igualdad sustantiva, debo proponer que el uso de grados académicos o de niveles jerárquicos de trabajo siguen siendo un obstáculo para alcanzar dicha igualdad, puesto que al mencionarse estos (verbigracia: doctor, doctora, secretario, directora, jefe o jefa) para referirse a una persona, se crea entre las demás que no han alcanzado dichos títulos o que tienen un puesto menor, una inferioridad psicológica y social que no contribuye para alcanzar el derecho humano de la igualdad y no discriminación entre todas las personas.

Por ello, el planteamiento del día de hoy, es que usemos nuestros nombres para dirigirnos a todas las personas, pues ello ha ocasionar que se deje de tener el último grado académico que se haya obtenido o que se dejen de tener las facultades y obligaciones que la ley o el reglamento de la empresa les otorgan. Pensémoslo y actuemos en consecuencia.

No te pierdas la noticias más relevantes en tik tok

Envíe un mensaje al numero 55 1140 9052 por WhatsApp con la palabra SUSCRIBIR para recibir las noticias más importantes.

/CR

Etiquetas


Notas Relacionadas
Consejeros y Consejeras por sorteo Columnas
2023-02-08 - 01:00
Línea 13. Columnas
2023-02-08 - 01:00
La violencia urbana en México Columnas
2023-02-08 - 01:00
Putin y Stalin Columnas
2023-02-08 - 01:00
INVERTIR MÁS EN NUESTROS MAESTROS Columnas
2023-02-08 - 01:00
La guerra por la web 4.0 ha comenzado Columnas
2023-02-08 - 01:00
Línea 13. Columnas
2023-02-07 - 01:00
TIRADITOS Columnas
2023-02-07 - 01:00
La dictadura oligárquica perfecta Columnas
2023-02-07 - 01:00
Amlo busca doblar a la Presidenta de la Corte Columnas
2023-02-07 - 01:00
YouTubers: ¿medios de propaganda? Columnas
2023-02-07 - 01:00
INE: seriedad y eficacia acreditadas Columnas
2023-02-07 - 01:00
106 años desde 1917… Columnas
2023-02-07 - 01:00
¿EU ya la libró, Europa sufre? Columnas
2023-02-07 - 01:00
+ -