facebook comscore
Los ladrillos llevan a la quiebra a Brooks Brothers

Los ladrillos llevan a la quiebra a Brooks Brothers

Activo jueves 09 de julio de 2020 - 00:14

Agencias

Atada al mundo físico, sin robustas opciones dentro del creciente mercado del comercio electrónico, la tradicional cadena de ropa de lujo Brooks Brothers pidió protección ante acreedores por bancarrota, siendo la víctima más reciente de los estragos económicos causados por la pandemia Covid-19.
La empresa, fundada en Nueva York en 1818, ha producido trajes para todos los presidentes de Estados Unidos. Sobrevivió a dos guerras mundiales, a la Gran Depresión y a la evolución hacia modas más informales para la oficina.
Por la contingencia sanitaria la firma tuvo que cerrar muchas tiendas y en momentos en que gran parte de la población está trabajando desde casa, comprar un traje nuevo ya no es prioridad.
Más de una cuarta parte de las 200 tiendas de la compañía cerrarán de manera permanente.
Todo el sector minorista ya se veía débil incluso antes de la pandemia. Por ejemplo, su rival Barneys New York, se declaró en bancarrota a fines de año pasado. Pero desde el surgimiento del Covid-19 han cerrado otras como J. Crew, Neiman Marcus y J.C. Penney.
La pandemia ha acelerado la transición hacia las compras por internet, lo que ha beneficiado a empresas sólidas en la red como Walmart, Target y Amazon. Algunas tiendas han reabierto sus puertas en Estados Unidos, pero mucha gente sigue renuente a salir de la casa. Hay partes del país que están siendo afectadas por otra ola de infecciones, y tiendas como Apple han tenido que volver a cerrar sus locales.
Brooks Brothers informó, en un comunicado, que seguirá operando mientras sigue en curso la reestructuración y que intentará reabrir aquellas tiendas que no cerrarán de manera permanente. La compañía empleaba a alrededor de 4 mil personas al cierre de marzo, antes de tener que dar licencia a una tercera parte de su plantilla por la pandemia.
Jonathan Pasternak, abogado de asuntos de bancarrota en Davidoff Hutcher & Citron, estimó que aun antes de la pandemia, los planes de expansión y los costos de fabricar ropa en Estados Unidos le valieron a la empresa una dura carga financiera, pero vaticinó que no desaparecerá del todo.
“Lo bueno que tiene Brooks Brothers es que es una marca muy reconocida”, observó Pasternak.
Pero su impacto cultural es mucho más amplio: Clark Cable usaba trajes Brooks Brothers y Jennifer Aniston cierta vez salió en la portada de la revista GQ sin ninguna otra prenda que una corbata Brooks Brothers roja, azul y blanca.
La firma fue adquirida en 2001 por el empresario italiano Claudio del Vecchio y ya atravesaba problemas desde hacía años, a medida que más y más hombres optaban por un vestuario más informal para su trabajo cotidiano.




Envie un mensaje al numero 55-12-88-20-96 por WhatsApp con la palabra SUSCRIBIR para recibir las noticias más importantes.

JG/CR

Etiquetas


Notas Relacionadas
Covid-19 adelgaza cartera de créditos Activo
2020-08-11 - 00:20
Regreso a la escuela sin mochila y colores Activo
2020-08-11 - 00:18
+ -