facebook comscore
Agotan entradas a Van Gogh por 12 días y mafias aprovechan para reventa

Agotan entradas a Van Gogh por 12 días y mafias aprovechan para reventa

Entornos jueves 20 de febrero de 2020 - 00:00

Por Kristina Velfu
@velfu

Van Gogh, bohemio loco y taquillero
Que jóvenes instagramers decidan comprometerse en matrimonio frente a La noche estrellada. Tener unos calcetines de su autorretrato. Que exista una línea entera de tenis y ropa deportiva dedicada a su obra y ser uno de los artistas más conocidos en el mundo entero, es algo que seguramente el joven pelirrojo nacido en Holanda en 1881 bajo el nombre de Vincent Van Gogh no habría podido imaginar, ni siquiera en una de las intoxicadas noches que pasó tomando ajenjo.

La trascendencia de Van Gogh viene con el tiempo y varios siglos después de su muerte.
Cómo es bien sabido este febrero llegó a México la exposición Van Gogh Alive The Experience y a decir de los organizadores estará presente “hasta que el público mexicano lo decida”. Agotadas las entradas para 12 días antes de abrir, la muestra augura éxito y entusiasmo.

Es interesante decir que no hay ni una obra real de Vincent, más bien hay 40 pantallas y en ellas proyecciones de más de 3,000 imágenes de la obra de Van Gogh, que en medio de música y un poco de aromas en la oscuridad, prometen 40 minutos de desconexión y con suerte contemplación.

Esta exposición obedece a una tendencia internacional de experiencias estéticas. En las que a través de la tecnología se reinterpreta la obra de grandes artistas. Con ello se resuelven especialmente dos asuntos: se puede atender a un público masificado sin poner el riesgo el patrimonio y se da a conocer la obra sin necesidad de transportarla con tremendos procesos aduanales, seguros y gestión.

Estoy segura de que el público mexicano se verá cautivado por la instalación. La obra de Van Gogh. La tienda de regalos y la calidad del montaje. Ojalá no se vean presos por las mafias de la reventa y los fraudes que están ofreciendo en internet entradas hasta por 10 mil pesos.
Sería bueno que también encontráramos en esta oportunidad, la reflexión sobre la salud mental y el arte.
Recordemos que Vincent parecía marcado por la tragedia y el fracaso. No pudo continuar la carrera de marchante de arte que su destino familiar señalaba. Nunca cumplió los estándares que la sociedad de la época consideraba como los de éxito: no tuvo una familia, fue incapaz de mantenerse sólo y tenía serias dificultades para hacer amigos. Si no hubiera sido por la piedad y compasión de su hermano menor Theo, el mundo jamás habría conocido la obra de uno de los más célebres artistas de la historia.
Es quizá, por la historia de Vincent y algunos otros ejemplos de artistas, que se piensa que el arte no es una buena forma de ganarse la vida. Que los artistas son bohemios, locos, incapaces de sobrevivir por sí mismos, envueltos en la tragedia de sus propios pensamientos. Adictos a los estupefacientes y alejados en un viejo ático entre aguarrás y óleo.
Aún hoy que conocemos la historia de artistas exitosos y adinerados como Jeff Koons nos sigue seduciendo la idea del solitario e incomprendido Vincent.
Es paradójico pensar que Van Gogh cuenta con récord de ventas en subasta en el mundo y se agotan las entradas a las exposiciones cuando en su primer exposición en París, en el restaurante del Boulevard Clichy, en la que expusieron Toulouse Lautrec, Émile Bernard y Louis Anquetin, no vendieron nada y terminaron por intercambiarse sus obras, como los bohemos que eran en la Ciudad Luz.

Envie un mensaje al numero 55-12-88-20-96 por WhatsApp con la palabra SUSCRIBIR para recibir las noticias más importantes.

/CR

Etiquetas


Notas Relacionadas
La Biblia de Gutenberg Entornos
2020-07-08 - 09:16
Como un cuadro del viejo Chagall Entornos
2020-07-07 - 19:10
+ -