facebook comscore
La guerra sin fin

La guerra sin fin

Columnas martes 22 de septiembre de 2020 - 00:45

En anteriores columnas, había tenido la oportunidad de hablar acerca de los feminicidios en México. Sin embargo, en aquella ocasión planteaba que el Estado al focalizarse en el crimen organizado y en su decisión de enfrentarlo por medio de las armas, había provocado a la postre que la violencia contra las mujeres no haya sido tratada con la misma urgencia.

Así, hoy sabemos que en el año 2019 en México fueron asesinadas 3,824 mujeres, dando como resultado el año más violento que se tenía registrado desde 1985 contra las mujeres (Victimas de Incidencia delictiva del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública). Y que en este 2020 pierden la vida diez mujeres al día. Al respecto, la investigación de la ONG Intersecta, “Las Dos Guerras”, arroja información que nos permite asegurar que el fracaso de la guerra contra el narcotráfico tiene consecuencias de orden feminicida.

La pregunta es saber, ¿cómo llegamos a esta realidad? En este sentido, “Las Dos Guerras” concluye que la atención que recibió la “guerra contra las drogas” no solo quitó la urgencia necesaria a atender la violencia contra la mujer, sino que también la exacerbó (http://www.intersecta.org/lasdosguerras/)

Además de que, también concluye que durante la “guerra contra el narcotráfico” tres meses después que sucedía algún tipo de enfrentamiento de las fuerzas armadas en alguna región, los homicidios de las mujeres aumentaron considerablemente, mientras que en los lugares donde no ocurría algún tipo de enfrentamiento no había ningún incremento.

Así pues, tras 14 años de guerra, es entendible del porqué nos encontramos donde estamos, ya que la presencia y estrategia del Estado ante la delincuencia sigue siendo la misma, solo va cambiando de nombre; es decir, persisten los mismos resultados y continúan utilizando las mismas estrategias año con año.

De hecho, a pesar de que el actual presidente Andrés Manuel López Obrador ha declarado que aquella “mal llamada” Guerra contra el narco había llegado a su fin; el poder que las fuerzas militares están obteniendo en este Gobierno se han ido intensificando al igual que la preocupación por parte de los civiles y de las organizaciones pro defensa de derechos humanos. Pues sexenio tras sexenio se ha confirmado que el uso de las Fuerzas Armadas para las labores de seguridad pública no está asociadas a una disminución de los homicidios, sino a su aumento.

Es urgente cambiar el plan de gobierno ante la inseguridad y es indispensable exigir que las fuerzas armadas dejen de actuar sin mecanismos de rendición de cuentas. “Esto tiene que parar”.

Alaska J. Zamora, colaboradora de Integridad Ciudadana A.C. Estudiante de Comunicación en la Universidad Iberoamericana y locutora de radio en Ibero 90.9 FM, en el programa “Tengo Otros Datos” Tw: @AlaskaJuarez


Envie un mensaje al numero 55-12-88-20-96 por WhatsApp con la palabra SUSCRIBIR para recibir las noticias más importantes.

/CR

Etiquetas


Contenido patrocinado
Notas Relacionadas
LA VILLA AL SERVICIO DE SU PRESIDENTE Columnas
2020-10-30 - 01:10
Parece que no aprendemos Columnas
2020-10-30 - 01:08
Tiraditos Columnas
2020-10-30 - 01:08
Demasiados frentes Columnas
2020-10-30 - 00:48
Gobernadores/Gobierno Central Columnas
2020-10-30 - 00:48
+ -