facebook comscore
Seguridad en sentido contrario

Seguridad en sentido contrario

Columnas lunes 19 de octubre de 2020 - 01:31

Por Manelich Castilla

El entierro del modelo civil de seguridad pública a nivel federal se ha consumado con la orden presidencial de subordinar operativamente la Guardia Nacional a la Secretaría de la Defensa Nacional. Siempre defenderé la idea de que la Policía Federal nunca fue ineficiente, si acaso insuficiente.

El diagnóstico entregado en 2018 al entonces presidente electo, quien sea que lo haya elaborado, faltó a la objetividad y a la verdad. Eso ya es historia. Hoy vivimos nuevos tiempos y es un deseo general que la estrategia emprendida rinda buenos frutos a los mexicanos. Empero, es importante realizar algunas reflexiones:

1. El 75 por ciento de los países del mundo cuentan con un modelo civil para las tareas de seguridad pública.

2. Un análisis de las últimas dos décadas llevaría a concluir que la tendencia es que los países con modelo militarizado en seguridad, paulatinamente han mudado a uno civil.

3. En la “Propuesta de Organismos que continuarán siendo operados por la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana”, incluida en el cuadernillo presentado por el General Secretario al presidente de la República, la Secretaría queda como una instancia administrativa sin injerencia en la operación policial, pero dejan bajo su mando un raquítico personal enfocado a tareas jurídicas, de transparencia y asuntos Internos, que para más de 90 mil elementos de la Guardia Nacional, son insuficientes. Esto puede leerse como desinterés por las instancias de supervisión, en el caso de Asuntos Internos, de oportuna atención al trabajo cotidiano de la función policial, en el caso del jurídico y del retorno a un esquema de opacidad por lo que hace a la transparencia, rubro en que la extinta Policía Federal alcanzó amplio reconocimiento.

4. Las mejores policías, en respuesta a necesidades de tutela en ámbitos novedosos, crean áreas para su salvaguarda. La División de Gendarmería, capacitada por el Arma dei Carabinieri de Italia, fundó la “Misión de tutela al Patrimonio Cultural”, destinada a velar por la riqueza nacional en ese ámbito, desde el arte sacro hasta el resguardo de documentos históricos. Alcanzó resultados y reconocimiento su “Misión Ambiental”. Abatió la deforestación del Santuario de la Mariposa Monarca, cuidó Zonas Naturales Protegidas y participó del combate al tráfico del buche de totoaba o el pepino de mar, de la mano con la Secretaría de Marina, por mencionar solamente algunas. En el nuevo esquema, dichas misiones pasan al Servicio de Protección Federal, destinada a la protección de inmuebles, ignorando la formación especializada.

5. La principal instancia de coordinación para combatir el secuestro, la CONASE, queda apenas como una figura simbólica dependiente de la S.S. y P.C. A esta Comisión se le reconoce el mérito de impulsar las Unidades Especializadas en Combate al Secuestro (UECS), que abarcan todo el país.

6. Los integrantes de lo que fue la División de Seguridad Regional (cuyo origen era la Policía Federal de Caminos), pilar de la antigüedad y del peso histórico de la policía civil, con más de 90 años de historia, serán sustituidos progresivamente por “Compañías y Secciones de Seguridad a Vías Federales”, formadas en las aulas de las Fuerzas Armadas. Poco queda agregar sobre lo que eso representa para miles de elementos con trayectorias de décadas de experiencia y especialización en el tema.

Así pues, el modelo que a partir de noviembre se implementará en México, en opinión de Víctor Manuel Sánchez Valdez (Nexos, 2019), nos iguala al de paíes como Corea del Norte, Siria, Chad, Yemen, Irán o Nicaragua. Al mismo tiempo, nos aleja del factor común que comparten los 20 países mejor calificados en valores democráticos: la existencia de un modelo civil de seguridad pública.

Ir en sentido opuesto a las tendencias globales es una apuesta muy alta que, de no dar resultados pronto, merecería replantearse. Nadie pudiera estar en contra.


Envíe un mensaje al numero 55 1140 9052 por WhatsApp con la palabra SUSCRIBIR para recibir las noticias más importantes.
/CR

Etiquetas


Notas Relacionadas
La victoria legal de un tuitero Columnas
2020-11-25 - 01:24
Diputados con o sin licencia Columnas
2020-11-25 - 01:10
Esto debes hacer si quieres ser candidatx Columnas
2020-11-25 - 01:08
También es violencia de género Columnas
2020-11-25 - 01:07
Ya vienen los peregrinos Columnas
2020-11-25 - 01:01
+ -