facebook comscore
Maradona, un genio con los pies que en Inglaterra es recordado por su mano

Maradona, un genio con los pies que en Inglaterra es recordado por su mano

Deportes miércoles 25 de noviembre de 2020 - 17:55

Reuters

A pesar de su genio futbolístico, Diego Maradona, al menos para una generación de hinchas ingleses, será demonizado para siempre por una artimaña en el Estadio Azteca de la Ciudad de México en la Copa del Mundo de 1986.

El segundo gol de Maradona en la victoria de Argentina en los cuartos de final por 2-1 está considerado como uno de los mejores tantos de todos los tiempos, pero el primero, inmortalizado como la "mano de Dios", es el que para muchos en Inglaterra lo definió.

La estoica selección inglesa de Bobby Robson había mantenido bajo control a un equipo argentino muy hábil, pero a los seis minutos del segundo tiempo Maradona se embarcó en uno de sus característicos arranques laberínticos hacia el corazón de la defensa inglesa.

Después de un pase hacia su compañero Jorge Valdano, Maradona continuó su carrera y cuando el inglés Steve Hodge, sin querer, envió el balón sobre la portería, el tiempo se detuvo.

El arquero inglés Peter Shilton salió para despejar la pelota, pero Maradona, como impulsado por un trampolín, se elevó hacia el cielo para tocar el balón y empujarlo a la red.

Sin embargo, algo parecía extraño, ya que Maradona, de un metro y 65 centímetros, aparentemente había desafiado a la física para superar a Shilton y ganarle el salto por el balón.

Mientras Maradona corría para celebrar, los jugadores de Inglaterra estaban congelados. Terry Fenwick fue el primero en ir tras el árbitro tunecino, Ali Bennaceur.

Las repeticiones de la televisión revelaron que no fue la cabeza de Maradona la que hizo contacto con el balón, sino una astuta mano izquierda que empujó el balón sobre Shilton.

Si hubiera ocurrido hoy, el VAR habría anulado el gol y Maradona habría sido amonestado.

Pero en aquel momento, sin tecnología, el gol fue convalidado para que Argentina se pusiera 1-0 en el marcador. Y cuatro minutos más tarde Maradona se llevó a casi todo el equipo de Inglaterra por delante en una inolvidable corrida antes de marcar el 2-0, un doble golpe del que Inglaterra, a pesar de un gol tardío, nunca se recuperó.

Incluso los compañeros de equipo de Maradona al principio dudaron de celebrar el primer gol. "Les dije 'Vengan a abrazarme'", dijo Maradona más tarde en otra picardía para evitar que el árbitro se diera cuenta de lo que había pasado.

En la conferencia de prensa posterior al partido, describiendo el gol, pronunció las palabras que nunca se han olvidado: "Lo hice un poco con la cabeza de Maradona y un poco con la mano de Dios".

Shilton, el portero más laureado de Inglaterra, nunca perdonó a Maradona, diciendo que aunque era el mejor jugador del mundo nunca podría respetarlo ni darle la mano.

"Todo el equipo de Inglaterra sufrió porque él hizo trampa", dijo Shilton. "Lo admitió de forma indirecta, diciendo que era la 'mano de Dios'. Pero no se disculpó, ni mostró ningún remordimiento. Me educaron para respetar el juego".

Mientras Inglaterra estaba alborotada, en Argentina, donde las heridas de la Guerra de las Malvinas en que los dos países habían combatido recientemente aún estaban frescas, la adoración a Maradona alcanzó cotas religiosas. Y así ha sido así desde entonces.

"Para nosotros Maradona es el Dios del pueblo", dijo el artista callejero Lean Frizzera, después de completar un mural que representaba el gol en un paso subterráneo en Palermo, Buenos Aires, casi 25 años después de ese día en el Estadio Azteca.

El mural se inspiró en José de San Martín, un héroe nacional que ayudó a liberar a Argentina de los españoles en el siglo XIX.

Incluso en Inglaterra, donde el estatus de Maradona entre el panteón de los grandes del fútbol siempre estará acompañado de un gran "pero", muchos prefieren recordar su arte.

"Por muy malo que haya sido el primer gol, con trampas, el segundo es de un hombre que estaba en la cima de sus habilidades y talento, y simplemente, fue uno de los mejores jugadores que jamás haya pisado el planeta", dijo a la BBC Peter Reid, parte del mediocampo de Inglaterra que se quedó pasmado ese día en el Azteca.

Imagen: Reuters

Síguenos también en Google Noticias de ContraRéplica para estar informado.

Envíe un mensaje al numero 55 1140 9052 por WhatsApp con la palabra SUSCRIBIR para recibir las noticias más importantes.

DM/CR

Etiquetas


Notas Relacionadas
Regresa el público a los estadios en la CDMX Deportes
2021-05-07 - 13:21
+ -