facebook comscore
Maternidad transfronteriza: madres deportadas de EU 

Maternidad transfronteriza: madres deportadas de EU 

Nación lunes 11 de mayo de 2020 - 00:40

Por Luis Carlos Rodríguez G.
nacion@contrareplica.mx

“No se quedó la mitad de mi vida en Estados Unidos, se quedó mi vida completa de aquel lado del muro”, señala Yolanda Varona, directora de Dreamers’ Moms Tijuana-San Diego y quien en 2010 fue deportada de Estados Unidos, como cientos de miles de madres mexicanas, dejando atrás a sus hijos, hogares, trabajo y el llamado sueño americano.

Oriunda de Taxco, Guerrero, emigró hace más de 25 años a Estados Unidos, junto con sus dos pequeños hijos. Se estableció en El Cajón, California, donde trabajó como gerente de restaurantes y tiendas, hasta que una mañana de 2010 fue detenida y deportada a Tijuana, donde su vida cambió radicalmente.

Ella es solo una más de los 2 millones 200 mil mexicanos deportados de Estados Unidos entre 2009 y 2019, de los cuales se estima que un millón fueron mujeres, en su mayoría madres de familia, que dejaron en el vecino país al menos un hijo al cuidado de familiares o que fueron llevados a los servicios sociales del gobierno, de acuerdo con la Oficina del Censo de Estados Unidos.

“Tenía un trabajo excelente, con buen salario, tuve una vida muy cómoda. Se puede decir que mi sueño americano lo logré, pero desafortunadamente después de mi deportación todo lo que trabajé y soñé se perdió, pero le pude dar a mis hijos una vida digna y los eduque bien, sin vicios y son muy trabajadores”.

En entrevista a ContraRéplica expone la situación de cientos de miles o millones de mujeres mexicanas, madres que han sido deportadas sobre todo a partir del 2010, en el entonces gobierno de Barack Obama, pero que ello no se ha frenado con Donald Trump dando lugar a un fenómeno denominado “maternidad transfronteriza”, donde infinidad de familias están divididas por el muro entre México y Estados Unidos.

“Me deportan en 2010. Me pasé el año nuevo detenida, me deportan por Tijuana, donde nadie en aquel entonces te recibía por la garita. Para mí fue como si me hubieran aventado a un pozo profundo del cual no veía yo la caída, porque sentía que iba a pique. Pasaban los días, los meses y sentía que yo me seguía hundiendo”, comentó.

Después de varios meses, desesperada le pidió ayuda a Dios, y entonces se le ocurrió reunirse con otras mujeres deportadas, lo que derivó que en 2014 fundara la organización de Dreamers’ Moms Tijuana-San Diego, primero como una forma solidaria de analizar sus historias y posteriormente para apoyar y asesorar legalmente los casos para lograr custodias de sus hijos y regresar a EU.

Recordó aquellos primeros meses y años en esta ciudad fronteriza. “Tijuana para mí es la ciudad más triste del mundo” por todas las historias de dolor de migrantes y deportados.
“Yo siempre les digo que mi cuerpo está en Tijuana, pero mi mente y mi corazón se quedó del otro lado del muro. Tengo 10 años de no ver a mi hija, pero mi hijo sí me visitará este 10 de mayo, aunque no lo podré abrazar por el Covid”.

Varona, indicó “sigo soñando con el momento de volver y la respuesta de la Visa U que tramitamos hace cuatro años, porque fui víctima de crimen en Estados Unidos, desafortunadamente no sabía de esa opción hasta que me deportaron”.

“Se quedaron mis dos hijos en Estados Unidos y mis nietos. He tenido que dar el sí a la petición de mano de mis hijos a través de una computadora. Las bodas, las graduaciones, los cumpleaños, las navidades las he presenciado por videollamadas”, recodó la activista.

Gracias a esa organización, que cumple seis años, tres madres han regresado a EU legalmente, se ganaron por la mitad dos custodias que se pelearon desde Tijuana vía Skype en las Cortes de Estados Unidos. Hay una madre más que está a punto de regresar este año, “otra que cumplió el periodo de 10 años y estamos reuniendo fondos para pedir perdón y regresarla con sus hijos, así como cinco más que estamos en trámite de Visa U para reunificarnos con nuestros familiares. Hay más de 10 mujeres que estamos en ese proceso”, indica.

Lamentó que no existan cifras confiables por parte del gobierno mexicano sobre el número de madres deportadas y que se quiera evadir el tema con la repatriación, así como que aún con la pandemia del Covid-19 siguen las deportaciones por Tijuana.


Envie un mensaje al numero 55-12-88-20-96 por WhatsApp con la palabra SUSCRIBIR para recibir las noticias más importantes.

JG/CR

Etiquetas


Notas Relacionadas
+ -