facebook comscore
Renta de utensilios para cometer delitos en la capital 

Renta de utensilios para cometer delitos en la capital 

Columnas miércoles 04 de marzo de 2020 - 00:49

Un arma de fuego, una motocicleta, motoneta y hasta un vehículo no siempre son una prueba que lleve a la captura de un delincuente, porque en la Ciudad de México se rentan para la comisión de delitos.
Este tipo de negocios de alquiler de utensilios para robar, matar, secuestrar, etc. se ha ido extendiendo en varias alcaldías: Cuauhtémoc, básicamente el nunca controlado barrio de Tepito, Iztapalapa y Gustavo A. Madero.
Son armas consideradas calientes, que pueden estar ubicadas en diversos casos, lo cual no es una novedad en esta ciudad, como sí lo es que los delincuentes renten vehículos para trasladarse durante la comisión de delitos sin la necesidad de robar uno en específico para ello, como en antaño y que es de mayor riesgo.
La Fiscalía General de la Ciudad de México tiene información de ese sui géneris negocio de alquiler, que es redituable debido a la demanda que tienen los delincuentes de esos servicios.
Las motocicletas y motonetas son constantemente cambiadas de pintura y de accesorios, para darles una imagen diferente, y puedan volver a usarse en otro hecho delictivo, disminuyendo la posibilidad de ser ubicadas por medio de alguna investigación policial.
Con los automóviles pasa lo mismo, se les reviste de un nuevo color, se les cambia de placa, generalmente también robadas, y se le tallan los números de identificación.
Algunas de estas unidades al ser decomisadas, se les han descubierto varias capas de pinturas, que hacen recordar a esas paletas que al ser chupadas, se les observan varias tonalidades.
Pero en todo este mundo delictivo las cosas también van evolucionando en esta ciudad, como el que hay delincuentes que tienen armas de cargo, sí, así como sucede con los elementos policiacos que son armados por el Estado.
Grupos de delincuencia organizada. como La Unión son algunos de los que cuentan con el poder económico para armar a sus integrantes, otorgándoles una pistola para su propio uso, pero sin que pase a ser de su propiedad, pues luego podrá ser destinada para otro nuevo elemento criminal.
BAR 27
Lugo de los casos de violencia contra sus usuarios, el Bar 27, ubicado en Jardines del Pedregal, fue clausurado por falta de documentación para laborar.
Bien, pero es lamentable que ese negocio haya sido clausurado una y otra vez, e incluso se haya cambiado de avenida Revolución hacia ese lugar y siguiera trabajando para que el 23 de febrero fueran sacados de allí, golpeados y amenazados de muerte cuatro jóvenes, y el 17 noviembre pasado, dos más —entre ellos Ángel Emmanuel Martínez Molina—, quienes luego fueron encontrados sin vida.
Qué pena da que las autoridades solo atiendan los casos mediáticos y otros sigan en la impunidad, como sucede con algunos antros de Gustavo A. Madero, donde se sabe que operan también grupos delictivos vinculados a zonas de la alcaldía Miguel Hidalgo, Naucalpan y Tlalnepantla.

Envíe un mensaje al numero 55 1140 9052 por WhatsApp con la palabra SUSCRIBIR para recibir las noticias más importantes.
/CR

Etiquetas


Notas Relacionadas
Tiraditos Columnas
2020-11-23 - 01:05
Sobre el outsourcing Columnas
2020-11-23 - 01:05
Detención, liberación y lecciones Columnas
2020-11-23 - 00:53
Camas vacías, panteones saturados Columnas
2020-11-23 - 00:52
Las terribles consecuencias del Covid Columnas
2020-11-23 - 00:44
Derecho penal ¿en extinción? Columnas
2020-11-23 - 00:43
+ -