facebook comscore
Juan Carlos I recibió 4.2 mdd  por transacción ilegal en México

Juan Carlos I recibió 4.2 mdd por transacción ilegal en México

Global jueves 18 de junio de 2020 - 03:27

Por Redacción

Álvaro de Orleans Borbón, primo del Rey Emérito de España, Juan Carlos I, confesó a la fiscalía suiza que en 2009 cobró un cheque por valor de 4.2 millones de dólares, y lo depositó en la cuenta bancaria de la Fundación Zagatka de Ginebra, una organización donde el ex monarca español figura como tercer beneficiario, y que sería clave en la investigación sobre la fortuna oculta de Juan Carlos I en el paraíso fiscal.
Tras preguntar el fiscal por el cheque de más de cuatro millones de dólares que ingresó en 2009, de Orleans Borbón reveló que el dinero procedía de una operación inmobiliaria en Playa del Carmen, según consta en los documentos publicados por el diario español OKDIARIO.
“Tratándose de la remuneración mencionada, se produjo como parte de un proyecto inmobiliario en México. Me gustaría puntualizar que mi participación en asuntos inmobiliarios en mi carrera profesional ha sido de manera fortuita, ya que en principio, tengo una formación de Ingeniería”, afirmó De Orleans Borbón.
Según relató al procurador suizo Yves Bertossa, el dinero procedía de una comisión que obtuvo tras mediar en la venta de unos terrenos en Playa del Carmen, uno de los enclaves turísticos más conocidos de México. La superficie, narró, fue adquirida por "una empresa de nombre Huarte”, misma que le extendió el cheque tras la operación.
A pesar de la declaración de Orleans, a la que tuvo acceso el medio español OKDIARIO, lo cierto es que la empresa Huarte no existía el 25 de mayo de 2009, cuando se ingresó el dinero en el banco Credit Suisse de Ginebra.
Hacía diez años que esa compañía había sido absorbida por la constructora Obrascon, que junto con Lain formaron en 1999 el reconocido grupo español OHL (Obrascón Huarte Lain).
Aunque los documentos fueron publicados por el diario español el martes, el interrogatorio a Álvaro de Orleans se produjo el 10 de octubre de 2018. La fiscalía decidió investigarle después de que Corynna Sayn Wittgestein, examante del Rey Emérito, lo acusara de ser el testaferro de Juan Carlos I. También lo eran, dijo la princesa alemana, los suizos Dante Canonica y Arturo Fasana.
Durante su comparecencia, el primo del Rey Emérito se mostró dubitativo y confuso, según muestra el informe. “Me he confundido de fechas”, “lo ignoro”, “no me acuerdo muy bien”, o “no lo sé” fueron sus principales respuestas, hasta que le dieron a conocer los documentos y pruebas recabadas durante la investigación.
Dos meses antes del interrogatorio, la fiscalía había registrado los despachos del abogado Dante Canonica, y del gestor de grandes fortunas, Arturo Fasana, que según la declaración de Corynna Sayn eran los otros dos intermediarios. En la inspección, hallaron evidencias de la existencia de una trama dedicada a dar opacidad a la fortuna del ex monarca en el extranjero, según OKDIARIO.
Una de estas pruebas eran las cuentas bancarias de la Fundación Zagatka, organización de la que el Rey es tercer beneficiario. Aunque el titular que figuraba en la cuenta del paraíso fiscal era Álvaro de Orleans, la procuraduría suiza cree que el verdadero propietario era el Rey Juan Carlos I.


Envie un mensaje al numero 55-12-88-20-96 por WhatsApp con la palabra SUSCRIBIR para recibir las noticias más importantes.

A/CR

Etiquetas


Notas Relacionadas
OMS urge cooperación contra el Covid-19 Global
2020-10-25 - 23:56
+ -